Hukamnama – Junio, Jueves 19, 2008

۹β

 

Waheguru Ji Ka Khalsa Waheguru Ji Ki Fateh

Siri Guru Granth Sahib: Pagina 619

 

soriT mhlw 5 ]

sUK mMgl kilAwx shj Duin pRB ky crx inhwirAw ] rwKnhwrY rwiKE bwirku siqguir qwpu auqwirAw ]1] aubry siqgur kI srxweI ] jw kI syv n ibrQI jweI ] rhwau ] Gr mih sUK bwhir Puin sUKw pRB Apuny Bey dieAwlw ] nwnk ibGnu n lwgY koaU myrw pRBu hoAw ikrpwlw ]2]12]40]

vIrvwr, 5 hwV (sMmq 540 nwnkSwhI) (AMg: 619)

 

 

Sorath mehla 5.

sukj mangal kali-an sahy Dhun parabh ke charan nijari-a.

rakjanjare rakji-o barik satgur tap utari-a. ||1||

ubre satgur ki sarna-i.

ya ki sev na birthi ya-i. raja-o.

ghar meh sukj bajar fun sukja parabh apune bha-e da-i-ala.

Nanak bighan na lage ko-u mera parabh jo-a kirpala.

||2||12||40||

 

 

Sorath, Mejl Guru Aryan, Quinto Canal Divino.

Viendo los Pies del Señor, soy bendecido con Éxtasis, Paz y la Melodía que trae el Equilibrio.

El Señor me ha salvado tomándome como Su hijo y me ha liberado de mis aflicciones. (1)

Llegando hasta el Refugio del Guru Verdadero, he sido salvado, pues el Servicio del Guru nunca es en vano.

(Pausa)

Dentro y fuera estoy en Éxtasis y el Señor tiene Compasión de mí.

Dice Nanak, no soy atormentado más porque mi Señor Dios es Compasivo conmigo. (2-12-40)

 

 

 

 

 

 

Anuncios

1 Response to “Hukamnama – Junio, Jueves 19, 2008”


  1. 1 Rodrigo Valencia Q junio 19, 2008 en 5:34 pm

    Llegando al refugio, uno reencuentra su verdadero rostro.
    Entrando al recinto sacro, las túnicas se blanquean con la brisa de las nubes.
    Ingresando al Santo de los Santos, el Sol nos da su Gracia, la luna cede su honor al Rey de Reyes, las arrugas desaparecen de la tierra.
    Los tormentos huyen cuando, a lo lejos, un canto santo abre las auroras y la risa inefable cubre los mundos.
    Dentro y fuera, un Éxtasis renueva las montañas,las flores hallan sus lenguas olvidadas, los ríos brillan con secretos inmemoriales.
    El Señor nos salva como a Hijos de lo Eterno, y, muy seguro, aflicciones y desencantos ennmudecen para siempre.
    Viendo los Pies del Señor, descubrimos el camino perdido; poco a poco reunimos las piedras del tesoro, y el secreto asoma alguno de sus inefables brillos.
    Hay un canto que entreabre madrugadas, modula voces angélicas, moldea las aspiraciones hacia la pureza. La vida renueva sus vestuarios, los linos bajan sobre el alma, el rostro rejuvenece con la Gracia.
    Rodrigo Valencia Q (Colombia).


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: